Partes de un motor electrico jaula de ardilla

Piezas de motor de inducción de jaula de ardilla

Los motores de inducción -también conocidos como motores asíncronos- son el tipo más común de motor eléctrico utilizado hoy en día. Debido a su diseño sencillo, su bajo coste y su alta fiabilidad, los motores de inducción se utilizan para una amplia gama de aplicaciones en todos los sectores de la ingeniería.

Consejo: el término “inducción” se refiere al hecho de que la corriente eléctrica se induce en la jaula del rotor cuando el motor está en funcionamiento; esto difiere de otros motores en los que la corriente del rotor se suministra desde una fuente externa.

Los devanados reciben corriente alterna trifásica, lo que hace que un campo magnético alrededor de cada uno de los devanados se expanda y se contraiga cuando fluye la corriente. Cada devanado se alimenta por pares y en secuencia para producir un campo magnético giratorio. Los devanados del estator suelen ser de cobre, aunque existen otros materiales, como el aluminio.

El estator se construye apilando láminas de acero muy finas y altamente permeables dentro de un bastidor de acero o hierro fundido. El bastidor está atornillado al suelo y es el exterior del bastidor el que está pintado y es visible para los espectadores externos. Los materiales habituales para la construcción del bastidor del motor son diversos grados de acero y hierro fundido.

Motor trifásico de jaula de ardilla

Ya hemos revisado los motores de corriente continua en entradas anteriores. Los motores de inducción de jaula de ardilla están muy extendidos en la industria, en tamaños que van desde fracciones de caballo hasta decenas de megavatios. Son sencillos, robustos y autoarrancables, y mantienen una velocidad razonablemente constante desde la carga ligera hasta la plena carga, fijada por la frecuencia de la fuente de alimentación y el número de polos del devanado del estator. Esto simplifica la aplicación y la sustitución de estos motores. También se denominan motores de inducción o motores asíncronos. Estos motores se utilizan ampliamente en diferentes industrias. Son menos costosos que otros motores, con pocas necesidades de mantenimiento, eficientes y generalmente baratos.

  La historia del motor electrico

Como se ha mencionado anteriormente, para hacer funcionar un motor eléctrico, necesitamos un campo magnético. En este caso, el campo magnético es generado por una corriente eléctrica tanto en los rotores como en los estatores. Según la ley de Lorentz, cuando un material conductor está inmerso en un campo magnético, se le induce una fuerza. Esta fuerza hace que el rotor gire.

El estator es la parte estacionaria de los motores de CA. Un campo eléctrico se mueve a través de las bobinas del estator y genera un campo magnético. En el estator se han diseñado unas ranuras para el bobinado de las bobinas. En los motores de inducción trifásicos, hay tres conjuntos de bobinas con 120 grados de diferencia de fase. Esta parte exterior, produce un campo magnético giratorio.

Motor de inducción de jaula de ardilla pdf

Los motores eléctricos son máquinas que convierten la energía eléctrica en energía mecánica, y actualmente dominan la industria moderna. Son fáciles de usar, tienen un diseño básico y se presentan en muchas formas, lo que les permite tener éxito en casi todas las situaciones. Los motores eléctricos pueden funcionar con corriente continua (CC) o con corriente alterna (CA), y este artículo investigará un motor de CA específico conocido como motor de jaula de ardilla. Estos motores son un tipo específico de motor de inducción, que utilizan el efecto de inducción electromagnética para transformar la corriente eléctrica en energía de rotación (puede encontrar más información en nuestro artículo sobre motores de inducción). En este artículo se explican los principios de los motores de jaula de ardilla, cómo funcionan y para qué tipo de aplicaciones se utilizan. De este modo, los diseñadores podrán tomar decisiones informadas a la hora de elegir el motor adecuado.

  Barnizado de motores electricos

Los motores de jaula de ardilla son una subclase de motores de inducción que aprovechan el electromagnetismo para generar movimiento. Se denominan motores de “jaula de ardilla” porque la forma de su rotor -el componente interior conectado al eje de salida- se parece a una jaula. Dos tapas circulares están unidas por las barras del rotor, sobre las que actúa el campo electromagnético (CEM) generado por el estator, o la carcasa exterior compuesta por láminas metálicas laminadas y bobinas de alambre. El estator y el rotor son las dos partes fundamentales de cualquier motor de inducción, y la jaula de ardilla es simplemente un método para aprovechar el efecto de inducción electromagnética. La corriente alterna que pasa por el estator crea una FEM que fluctúa con la frecuencia de la corriente alterna, que “gira” alrededor del rotor, induciendo campos magnéticos opuestos en las barras del rotor, provocando así el movimiento.

Partes del motor de inducción trifásico

El rotor de jaula de ardilla es la parte giratoria del motor de inducción de jaula de ardilla común. Está formado por un cilindro de láminas de acero, con conductores de aluminio o cobre incrustados en su superficie. En funcionamiento, el devanado no giratorio del estator está conectado a una fuente de alimentación de corriente alterna; la corriente alterna en el estator produce un campo magnético giratorio. El devanado del rotor tiene una corriente inducida por el campo del estator, como un transformador, salvo que la corriente en el rotor varía a la velocidad de rotación del campo del estator menos la velocidad de rotación física. La interacción de los campos magnéticos de las corrientes en el estator y el rotor produce un par en el rotor.

  Caja reductora para motor electrico

Los motores de inducción de jaula de ardilla están muy extendidos en la industria, en tamaños que van desde menos de 1 kilovatio (1,3 CV) hasta decenas de megavatios (decenas de miles de CV). Son sencillos, robustos y autoarrancables, y mantienen una velocidad razonablemente constante desde la carga ligera hasta la plena carga, fijada por la frecuencia de la fuente de alimentación y el número de polos del devanado del estator. Los motores más utilizados en la industria suelen tener tamaños de bastidor estándar IEC o NEMA, que son intercambiables entre fabricantes. Esto simplifica la aplicación y la sustitución de estos motores.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad